Los 4 problemas en común que tienen la mayoría de los negocios

En el mercado de esta nueva era comercial, todos empresarios, autónomos y profesionales, tienen ciertos problemas en común llegado el momento de desarrollar su actividad.

Estos son entonces los 4 problemas:

  1. Creen que tener un buen servicio o producto marca la diferencia en las ventas.
  2. Tienen servicios similares a la competencia.
  3. Tienen dificultad para atraer nuevos clientes.
  4. No tienen autoridad en su sector.

1 Creer que tener un buen servicio u producto marca la diferencia en las ventas

En un mercado donde la gran mayoría de los negocios fallan antes de lanzar su actividad, la diferencia la marcará únicamente tu capacidad de transmitir a los clientes potenciales que tú existes, lo que haces, cómo lo haces y porqué deberían pagarte a ti en lugar de pagar a otro.

Hoy en día, es la forma en que comunicas tu presencia en el mercado a los clientes potenciales lo que marca la diferencia en las ventas, aunque no ofrezcas el mejor producto o servicio del mercado.

Por ejemplo:

¿Crees que las grandes franquicias dentales donde hoy en día van a atenderse la mayoría de los pacientes tienen un mejor servicio respecto al antiguo y serio dentista del pueblo?

No, en absoluto, pero allá fuera para los clientes potenciales el viejo dentista no tiene ninguna visibilidad ni propuesta. Es decir, es como si el viejo dentista no existiera, sin embargo, las grandes franquicias con sus planes de marketing y comunicación existen y se proponen a menudo en la mente de los clientes potenciales, y por ende se llevan todo su dinero a pesar de no tener un mejor servicio.

A fin de evitar este problema, te aconsejo informarte sobre este servicio haciendo clic aquí.

2 – Tener servicios similares a tu competencia

Es el principal motivo por lo cual las grandes empresas multinacionales están destrozando a la gran mayoría de las tiendas físicas locales, PYMES, y profesionales.

Vendiendo productos o servicios similares a tu competencia, la única forma para asegurarte los clientes es rebajar el precio de venta hasta que sea inferior a los demás, no queda otra opción, en esta clásica lucha suicida de quienes venden más barato solo se mantendrán a flote las multinacionales.

Las grandes empresas pueden aguantar sin problemas la lucha de precios, incluso es su principal estrategia de venta, sin embargo, las PYMES con sus altos coste de gestión y menor facturación, jamás podrán sostener este tipo competición.

El resultado de todo esto es visible en cada esquina, innumerables tiendas locales cerradas y oficinas con carteles se alquila.

A fin de evitar este problema, te aconsejo informarte sobre este servicio haciendo clic aquí.

3 – Tener dificultad en atraer clientes

La mayoría de las personas han desplazado todos sus intereses y las búsquedas de información al mundo de internet. Su vida social y tiempo libre se desarrolla en las redes sociales, navegan con sus smartphones a toda hora, gente de todas las edades y cualquiera sea su nivel social. En pocas palabras, el nuevo mundo se mueve online.

¿Cómo es posible que a pesar de todo este cambio social/económico/digital, aun crees poder encontrar clientes para tu negocio exclusivamente fuera de internet como en épocas pasadas?

Si tú mismo consultas cualquier cosa en Google antes de tomar acción, ¿cómo es posible que aun creas que tus clientes potenciales no buscan en Google tal y como lo haces tú?

Jamás entenderé como aún hay empresarios o profesionales que no logran entender esta dinámica social relacionada con el mercado. Se trata de un hecho irrefutable del cual no hay nada más que entender, sólo hay que documentarse correctamente, como imagino estás haciendo ahora aquí en mi blog, tomar acción y finalmente digitalizar tu negocio.

Está más claro que el agua que para lograr nuevos clientes en el mercado actual debes posicionar tu negocio en internet, allí mismo donde todos pasan el rato navegando entre sus intereses, búsquedas y tiempo libre.

Si no quieres tener dificultad en atraer nuevos clientes, debes acabar con las revistas locales gratuitas, las pancartas que nadie mira, la radio, y cualquier otro tipo de publicidad obsoleta del siglo pasado sobre el cual no hay ningún tipo de control por parte de quien invierte en ella.

Recuerda que donde no hay el control nada se puede mejorar.

A fin de evitar este problema, te aconsejo informarte sobre este servicio haciendo clic aquí.

4 – No tener autoridad en tu sector

En el mercado actual sobran las ofertas de productos y servicios, y sobran los negocios que proponen vender algo.

Además, el público ha cambiado totalmente respecto al pasado. Antes de comprar o decidir tomar acción, con unos clics pueden verificar cualquier información en internet, si les conviene, si es verdad, si hay algo más barato o de mejor calidad, si el vendedor tiene buenas reseñas. Resumiendo, ya el cliente no es ingenuo como antes, es más preparado y se documenta bien hasta estar seguro de que está tomando la decisión correcta.

Se acabó todo aquello de tener un buen producto o servicio y vender ¡sólo por este motivo!

En esta jungla de ofertas, reseñas e informaciones, casi siempre el cliente compra el producto/servicio en el negocio que tiene más visibilidad a través de su mensaje comercial, aquel que le explica cómo su producto/servicio le soluciona su problema de forma concreta y específica, aquel que le transmite más confianza y sentido de innovación, y que, además, le garantiza una eficaz atención al cliente en caso de surgir algún problema post venta.

Por todos estos motivos, debes trabajar para llegar a ser un referente en tu sector, comunicando al público todas tus virtudes y tu forma de ser único y diferente en tu sector. Al final, todo esto será lo que marcará la diferencia respecto a tu competencia a la hora en que el cliente tenga que tomar la decisión de si comprar en tu negocio o irse a otro.

Es a esto a lo que llamamos tener ‘Autoridad’ en un sector.

Si tienes algunos de estos problemas y estas interesado en buscar una solución e informarte mejor, reserva una reunión conmigo.